Pintura Colonial Cusqueña

Pintura Colonial Cusqueña

El desarrollo del arte cusqueño, es la evolución de una tradición pictórica colonial en Perú , resultado de un proceso dinámico y multifacético que se trasformó de manera increíble durante 300 años aproximadamente de gobierno colonial español.

Las prácticas de la pintura cusqueña en la superficie de diferentes cerámicas, paredes y vasijas ceremoniales autóctonas de la cultura Inca, entraron en contacto con artistas y técnicas de la escuela europea que se fundieron para crear una técnica visual de la pintura cusqueña de singular categoría.

El establecimiento del  virreinato del Perú resulto no solo en la implementación de nuevas y forzosas burocracias, y una infraestructura heredada de la península Ibérica, sino también en la difusión de una religión totalmente desconocidos para los indígenas.

Implementar en catolicismo sobre una sociedad totalmente ajena seria una tarea ardua y dificultosa para aquellos sobre quienes estaba encargada la tarea de evangelizar, fue así entonces que se desarrolló un sinnúmero de tareas y métodos de evangelización, las cuales comprendían canciones, artes teatrales, sermones y en especial la pintura cusqueña.

Las pinturas cusqueña de arcángeles, vírgenes, parábolas, etc., proporcionaban un lenguaje visual muy didáctico que facilitaba la comprensión por parte de las congregaciones indígenas. La pintura cusqueña fue una estrategia para conglomerar imágenes en serie que representaban la pasión de cristo, santos, ángeles, arcángeles y la virgen María siendo el medio por el cual los indígenas de aquella época tenían un primer contacto con lo divino. El arte cusqueño era de vital importancia para agilizar la evangelización andina, ya que con una gran proporción de la población indígena carecía de una cultura letrada. Por lo tanto la sociedad andina dependía de las tradiciones en su mayoría orales y visuales para  adquirir cualquier tipo de conocimiento.

Los encargados de la evangelización utilizaban la pintura cusqueña como facilitadores de interpretación en su afán de enseñar y acentuar sus sermones con dinámicas ilustraciones sobre los postulados de la fe. La escuela cusqueña también facilitaban una diversidad de devociones marianas que resultaban en representaciones bidimensionales de las estatuas milagrosas relacionadas con las apariciones de la Virgen en lugares específicos, las cuales aumentaban la creencia, tales como las pinturas cusqueñas de la virgen de Copacabana o nuestra señora de pomata, etc.

La llegada a Perú de los franciscanos, dominicos, mercedarios y jesuitas produjo una gran demanda de pinturas cusqueñas al óleo en lienzos o paneles de madera para dar un efecto mas estéticos en diferentes iglesias y conventos dispersos a través de todo el sur de los andes. Los jesuitas en particular abogaban por la utilización extensivas de la pintura cusqueña como instrumento de evangelización, no solo para instruir a los conversos indígenas , sino también con el fin de inspirar la devoción y un verdadero fervor religioso hacia la creencia impuesta. Los jesuitas desplegaron un contingente de artistas italianos en tierras peruanas, quienes confiaban en garantizarse empleo digno y remunerado como artistas de la escuela colonial al servicio de su orden religioso para inspirar diferentes devociones.

Bernardo Bitti, Mateo Perez de Alessio y Angelino Meodoro se encuentran entre los artistas mas famosos y representativos de la región andina en el siglo XVII, cuyas composiciones inspiraron legiones de artistas a emular el gusto estilístico que trajeron directo de la influencia europea.

Estos famosos precursores de la escuela cusqueña abrieron las puertas a la diseminación del manierismo en Perú, un movimiento artístico que tuvo lugar a finales del renacimiento que favorecía figuras alargadas, distorsión perspectiva y el uso de colores pasteles más claros.

Bernardo Bitti derrocha una incalculable muestra de talento y calidad en cada una de sus extraordinarias obras, alguna de estas series descubiertas en la iglesia de Rondocan , localizada aproximadamente a 55km al sureste de Cusco en la provincia de Acomayo. Estas obras revelan la impresionante destreza y habilidad de este prolífico arista italiano precursor de la escuela cusqueña poniendo de relieve el hecho de que sus obras y carrera artística ameritan un mejor estudio del que están sujetas hasta la actualidad. Sus obras como Alegoría del triunfo de la resurrección y Adoración de los reyes magos nos dejan entrever la asombrosa complejidad iconográfica y habilidad en sus obras de arte-

El legado artístico que dejaron los pintores italianos emigrados en el entorno cusqueño tuvo una duración aproximada de casi un siglo completo XVII.. Los pintores locales emularon sus estilos minuciosamente como copias de alto nivel de calidad , haciendo casi imposible diferenciar entre una obra de un discípulo y de su  maestro ,para entonces el secreto de la escuela cusqueña era una doctrina bien recibida y compartida.

Además de los pintores italianos, la obra de artistas flamencos y españoles también tuvo un impacto considerable en el ambiente artístico de Cusco. Entre estos artistas de encuentra Diego de la Puente, originario de Bélgica quien trabajo por todo el virreinato a principios del siglo XVII y fue fundamental en la difusión del estilo hispánico flamenco en Perú. El maestro De La Puente logra un recio nivel de intensidad emocional y drama en su obra Martirio de San Andrés  a través de su énfasis en la angustia física.

Otros artistas destacados se quedaron en la madre patria pero participaron de manera indirecta en el creciente comercio de exportación de arte religioso hacia los virreinatos americanos. Uno d los más famosos artistas españoles durante el periodo colonial cuyas obras cruzaron el atlántico fue Francisco de Zurbarán. Probablemente entre los más famosos de los artistas del siglo de Oro, Entre sus obras más reconocidas se encuentra el Cristo Crucificado, su cuerpo crucificado revela su característico tenebrismo con intensos toques luminosos en contraposición a sombras oscuras. El naturalismo del cuerpo de cristo se diferencia considerablemente de otras representaciones de la forma humaba. Esta característica seguramente fue muy apreciada en el contexto de la escuela cusqueña donde diferentes escuelas y talleres no dependían de modelos vivo, lo que resultaba en un tratamiento más estilizado del cuerpo humano como la pintura cusqueña arcangeles Además, la habilidad de exhibir pinturas cusqueñas de la calidad de un Zurbarán significaba un nivel de cosmopolitismo y de conocimiento de los diferentes estilos mundiales

Blog Comments

Excelente reseña histórica sobre la pintura colonial Cusqueña. Muchos datos y pasajes históricos que enriquecen al lector para una noción más amplío de este brillante fenómeno artístico que se dió en los andes peruanos.

Muy interesante artículo hermano, cabe resaltar que el arte Cusqueño fue una mezcla del andinismo con la religión, claramente lo expresadas en las obras de Diego Quispe ttito como uno de los maximos representaste del arte Cusqueño, pero se podría decir también que por los años de 1580 si no me equivoco llegaron tres pintores manieristas como son Bitti, Meodoro y Alesio con un arte un poco extraño para la epoca de ahí se podría decir que hubo una gran evolución artística y se sacó el propio estilo que podemos observar en algunas pinturas de hoy en día en el Cusco.

Hermosas pinturas, muy detallistas, colores hermosos.

Me gusto mucho

Felicitar a la familia Choque Alvarez por la pasión y el esfuerzo que le ponen a cada uno de sus trabajos, que vengan mas éxito y mas trabajo

Que buena reseña histórica, espero que la escuela Cusqueña de pintura Colonial jamás muera, depende de los nuestros seguir con esta tradicion.

Add a comment

*Please complete all fields correctly

Related Blogs

venta de pinturas cusqueñas, cusco
Posted by admin | 26 septiembre, 2018
Venta de pinturas Cusqueñas
La pintura cusqueña tiene un valor incalculable en la historia del arte mundial, a pesar de tener aparición en un momento agrio en la historia peruana de la Conquista, la...
Posted by admin | 3 septiembre, 2018
Ángeles Arcabuceros
La escuela cusqueña tuvo diferentes propuestas únicas de valor artesanal que hicieron e su esplendor único, resaltar su originalidad y su incomparable valor artístico, entre las grandes creaciones de arte...
Posted by admin | 10 agosto, 2018
Técnicas de la pintura colonial
La pintura de la escuela cusqueña es un célebre movimiento artístico andino conglomerado de pinturas surgida en la ciudad virreinal del Cusco. Catalogada por muchos artistas entre una de las...